• Desmaquillador
  • Limpiador facial
  • Mascarillas & Exfoliantes
  • Productos formato viaje
  • Toallitas desmaquilladoras
  • Tónico
Filtro
Ordenar
Ordenar

Limpieza facial - formato viaje

"Productos de limpieza facial para piel normal y mixta


Lo ideal es que te laves la cara dos veces al día con un gel facial de NIVEA. El gel limpia y ayuda a mantener el equilibrio de hidratación natural de la piel. El agua micelar no sólo limpia a fondo, sino que también es suave para la piel. Si tienes una piel más mixta, un limpiador exfoliante es tu mejor opción para la limpieza facial diaria. Los exfoliantes faciales reducen el exceso de sebo sin alterar el equilibrio de la piel. Las partículas exfoliantes limpian los poros y ayudan a reducir los granitos a largo plazo, lo que previene eficazmente la formación de nuevas imperfecciones.


Limpieza facial para piel seca y sensible


Una limpieza suave es primordial para la piel seca y sensible. Los productos de limpieza deben ser suaves con la piel, proporcionar la hidratación adecuada y no deben irritar la piel. Descubre más sobre los productos de limpieza para piel seca de NIVEA, que disuelven el maquillaje y la máscara de pestañas a la vez que hidratan la piel. Los últimos limpiadores de este tipo se basan en la innovadora tecnología micelar. Con esta tecnología, el maquillaje y las partículas de suciedad son atrapadas y eliminadas sin necesidad de frotar. Al utilizar este suave método de limpieza facial, se reduce el enrojecimiento, se alivia la sensación de tirantez y se combaten las zonas secas. También se recomienda una leche limpiadora para pieles secas y sensibles. Como suelen tener una fórmula muy suave, se mantiene el equilibrio natural de la piel y se eliminan las impurezas y restos de maquillaje de forma eficaz. ¿Y si tienes prisa? Entonces las toallitas limpiadoras son justo lo que necesitas.


Piel con imperfecciones: cuídala con productos de limpieza facial adecuados 


Se recomienda un exfoliante con pequeños gránulos exfoliantes para limpiar la piel con imperfecciones. La exfoliación elimina las células muertas de la piel y estimula la renovación celular y la circulación sanguínea. Como resultado, notarás un tono de piel más brillante y uniforme con un uso regular. Si usas maquillaje para disimular los granitos, la limpieza es aún más importante. Después de la limpieza, es importante usar un tónico facial que ayude a restablecer el equilibrio de la piel, elimine los últimos restos de suciedad y maquillaje y garantice que la piel esté preparada correctamente para absorber el resto de productos. Para ello, sólo tienes que verter unas pocas gotas de tónico en un algodón, y frotarlo después suavemente por la piel del rostro. "