Descubre NIVEA

Estoy buscando información sobre productos destinados a

piel-firme-header

Mejora la elasticidad de tu piel

Consejos útiles para mantener una piel firme y bonita

Una piel firme y flexible es la mejor manera de conseguir una piel bonita y joven. Con pequeños cambios en tu estilo de vida, conseguirás grandes cambios en tu piel.

Siéntete bien en tu piel - cómo mantener la elasticidad de tu piel

Consejos e ideas para mejorar la elasticidad de tu piel y mejorar tu bienestar.

¿Por qué la piel pierde elasticidad con el paso del tiempo?

Con el paso del tiempo las dos principales proteínas vinculadas a la elasticidad de la piel: el colágeno y la elastina, se van perdiendo, lo que se traduce en la aparición de las arrugas y falta de elasticidad.

Como cualquier función de nuestro organismo, la elasticidad de la piel se deteriora a media que vamos cumpliendo años, pero este proceso se ve acelerado por hábitos poco saludables como el tabaco. Como la piel está conectada con todos los órganos de nuestro organismo, su deterioro (arrugas, falta de elasticidad...) se ve muy influenciado por hábitos poco saludables como una mala alimentación, una vida sedentaria, tabaco, etc. Cambiando algunas pautas de tu estilo de vida conseguirás resultados asombrosos y conseguirás una piel más elástica y joven.

Presume de piel

mujer-rubia-sonriendo

Para mantener el nivel óptimo de elasticidad de tu piel debes hidratarla y nutrirla a diario. Si utilizas una loción reafirmante, además de tener una piel más bonita y sana, mejorarás su firmeza.

Consigue una piel suave y firme en la ducha

mujer-en-la-ducha

El ritmo de vida actual no ayuda a la hora de encontrar tiempo para cuidarse, aunque sean sólo unos minutos. Por eso, productos como NIVEA Bajo la Ducha Loción Reafirmante Q10 Plus son el aliado ideal para que consigas cuidar tu piel como se merece, optimizando al máximo tu tiempo.

Suave y elástica: NIVEA Q10 Loción corporal

NIVEA Q10 Body Loción Reafirmante es la solución ideal para potenciar la belleza de tu piel, ya que, además de hidratarla, mejorara su elasticidad y firmeza. El único truco: ser constante en tu ritual de cuidado corporal aplicando la loción a diario. Y, si quieres potenciar los resultados, combínalo con un plan de alimentación y deporte. 

Los mejores consejos para conseguir una piel más firme

Para conseguir una piel más firme es necesario ser constante en tu ritual de cuidado: hidratación, más alimentación, más deporte y tener una buena motivación.

Mejora la elasticidad de tu piel desde el interior - descubre qué alimentos son tus aliados

Seguir una dieta saludable es clave para mejorar la elasticidad de tu piel, al tiempo que potencia el rendimiento de tus músculos y tu bienestar general. Por eso, seguir una dieta rica en frutas y verduras mejora el nivel de colágeno de tu organismo. Las verduras más beneficiosas para conseguirlo son las de hoja verde: acelgas, espinacas, berros, etc. Ricas en antioxidantes y vitamina.

Por otro lado el omega, presente en pescados (salmón, atún...) y frutos secos (como las nueces) ayuda a mejorar la producción de colágeno.Así que te recomendamos que también los incluyas en tu dieta.

Para terminar, aumenta la ingesta de fibra comiendo alimentos integrales y no olvides beber 2 litros de agua al día. Así conseguirás una piel bien hidratada, más elástica y bonita.

Relájate - el equilibrio físico y emocional se refleja en tu piel

amigos-descalzos

El estrés es nocivo para tu salud y para tu bienestar emocional. Combátelo reservándote tiempo para ti. Cuídate y busca un hueco a lo largo de la semana para hacer algo que te ayude a sentirte mejor contigo misma (hacer deporte, leer, quedar con los amigos...). Aunque creas que no tienes tiempo, todo es cuestión de proponérselo y organizarse; las ventajas son innumerables porque cuando estás en equilibrio. además de sentirte mejor por dentro y por fuera, eres mucho más productiva con tu tiempo lo que al final redunda en un menor estrés.

Palabras bonitas

siéntete-bien-en-tu-piel

No pares - moverte es la mejor manera de tonificar tu piel.

Si quieres tonificar tu cuerpo, es mejor que vayas introduciendo cambios gradualmente en tu estilo de vida que hacerlos de forma abrupta, ya que la probabilidad de que termines desistiendo será aún mayor. Integra pequeños cambios en tu rutina como subir las escaleras andando en lugar de coger el ascensor, si vas en coche al trabajo ir un día en transporte público y si vas en transporte público bájate una parada antes. Así, poco a poco, además de sentirte y verte mejor físicamente, de forma natural irás incrementando el nivel de actividad.

Y si, además, te apuntas al gimnasio o te marcas una tabla de ejercicios para hacer en casa notarás mucho más rápido la diferencia en tu cuerpo y en tu piel.